Panuts: ¿Cómo describir un vino?

diciembre 3, 2021 Panuts: ¿Cómo describir un vino?

Para disfrutar un vino se necesita de los cinco sentidos y para expresar todo lo que nos hace sentir una copa se necesita de nuevas palabras. Puede ser una tarea difícil describir aromas con palabras simples, por eso existen otras que se han adaptado al mundo de los vinos.

En este artículo te enseñaremos algunos términos que harán más fácil hablar sobre un vino y poder hacer una descripción acertada de lo que se está probando.

 

Algunos términos adaptados para hablar del vino

Para describir a los vinos podemos emplear adjetivos que se usarían para personas u objetos, pero sus significados no son literales. Estos son algunos ejemplos:

Los vinos cerrados son aquellos que no expresan sus aromas, también puede usarse la palabra tímido. Para los que sí expresan sus aromas, se puede decir que tienen carácter o son amables.

Un vino también puede ser seco, aún así sea un líquido. En este caso, el adjetivo seco hace referencia a que tiene poca dulzura. Cuando es muy dulce se puede describir como empalagoso, al igual que con comidas o bebidas con la misma característica.

Esta bebida puede definirse como áspera o suave para hablar del sentimiento que perdura en la boca luego de tomarla. Los vinos ásperos provocarán sequedad en la boca y los suaves una sensación de frescura.

Las palabras ligereza y calidez se utilizan para describir la graduación alcohólica de la bebida. Un vino ligero tiene un menor grado de alcohol y uno cálido, uno mayor. En este caso lo cálido no tiene una conexión con la temperatura a la que se sirve la bebida.

Cuando estas sensaciones se mantienen por más de 3 segundos en la boca, el vino puede describirse como persistente.

Se conoce como vino profundo al que tiene un color fuerte y con poca transparencia, que no deja ver a través del contenido. También se puede calificar a estos vinos como intensos.

Un vino débil es aquel que cuenta con características poco definidas, la potencia de su aroma o sabor puede estar perjudicada por algún defecto en la elaboración. Un vino con cuerpo, por el contrario, es aquel que permite percibir aromas y sabores fácilmente.

Los vinos que engloban características positivas pueden considerarse como armoniosos. Si el vino es áspero, pero no cuenta con un sabor muy definido se puede describir como hueco.

 

Conclusión Panuts

El lenguaje del vino definitivamente no es literal. Para conocer más términos usados para hablar sobre las distintas características de esta bebida es recomendable asistir a catas o conversar sobre vinos con expertos. Con esta información en la mesa se sienta la base para poder expresar las cualidades de la bebida de manera pertinente. Mientras más experiencia se tenga en este lenguaje más fácil será describir lo que se prueba.

 

0/5 (0 Reviews)